Nuevos propietarios Flagship, acaban de adquirir un catamaran CUMBERLAND MY 47 LC. Les acompañamos en su proyecto, desde su elección hasta la primera toma en mano.

Viaje La Rochelle-Barcelona :

Este desplazamiento era su primera navegación a bordo de “My Z” su Cumberland MY 47 LC, ¿cómo se organizaron ?

Principiantes en las grandes navegaciones, preferimos contratar a dos skippers profesionales, Pascal y Pep’ s, para hacernos tranquilamente con nuestro barco. Recomendados por Fountaine Pajot, resultaron ser tan profesionales como simpáticos.

¿Qué representaba este viaje para ustedes ?

Recorrer 1450 millas en 8 días con tan solo 2 escalas, Oporto y Cádiz – era un desafío realmente apasionante, del que conservaremos un excelente recuerdo.

¿ Cómo fue la navegación ?

Salimos de La Rochelle con un tiempo excelente, y más adelante encontramos condiciones de mar y viento más difíciles, que nos permitieron conocer mejor nuestro Motor Yacht. También quisimos participar en todas las facetas de la navegación, vigilia, vigilancia técnica, mantenimiento diario…

¿ Cómo se desarrollaba la vida a bordo en esta gran navegación ?

El ambiente fue a la vez serio y jovial. La habitabilidad del barco permite que cada uno pueda vivir y realizar sus tareas respetando la paz de los demás miembros de la tripulación. La circulación entre los distintos espacios de vida, tan fácil como agradable, aumenta considerablemente la comodidad de la vida a bordo.

¿ El barco les gustó realmente ?

En la primera escala en Oporto, ya sabíamos que el Cumberland 47 LC nos había seducido al 100%. La comodidad en navegación ofrecida por la estabilidad del barco y la calidad de sus instalaciones son excepcionales, y siempre nos hemos sentido totalmente, seguros navegando y de la fiabilidad de nuestro Motor Yacht.

¿ Tienen recuerdos o momentos fuertes de este viaje y que quisieran compartir con nosotros ?

El ballet de los delfines a lo largo de la costa portuguesa, el paso del Estrecho de Gibraltar, entrar en una ciudad por el mar, o cruzarse con una ballena en alta mar, en realidad, todo nos ha gustado y aconsejamos esta experiencia a todos los compradores de barcos. También deseamos recomendar nuestro barco, el Cumberland MY 47 LC, a todos los amantes del mar y la libertad. Hoy somos dos propietarios satisfechos que agradecen a todo el equipo Fountaine Pajot por habernos guiado a lo largo de nuestro proyecto.

fountaine-pajot-temoignage-cumberland-47-lc-bruno-marie-3
fountaine-pajot-temoignage-cumberland-47-lc-bruno-marie-1
fountaine-pajot-temoignage-cumberland-47-lc-bruno-marie-2